Guías de compra

Chollo a lo grande: Smart TV Sony XH95 de 75 pulgadas en El Corte Inglés

El Corte Inglés sigue con su agresiva campaña de precios post-navidad y ahora apuesta por la gran diagonal. ¿Buscáis un televisor grande y con una calidad de imagen soberbia? entonces la 75XH9505 es tu televisor. Recordad que este modelo cuenta con la mejor tecnología posible de retroiluminación del mercado: FALD -o Full Array Local Dimming-, una tecnología de iluminación de píxeles por zonas. Es decir, cada conjunto de píxeles se enciende y apagara de forma autónoma en función de las necesidades, imitando así al funcionamiento de la tecnología OLED y consiguiendo unos negros perfectos (y contraste) cuando una zona de apaga. ¿El problema? que un televisor 4K cuenta con más de 8 millones 300 mil píxeles y la XH95 solo cuenta con unas 50 zonas (aunque en el modelo de 75 que el de oferta, este número sube considerablemente), dándonos un ratio realmente bueno.

Análisis Sony XH95: la mejor Smart TV calidad/precio del 2020

El algoritmo de Sony es su mejor arma: el blooming se ha reducido drásticamente -usando las mismas zonas que el año pasado-, el ángulo de visión se ha mejorado mucho (igualando ya al de un panel IPS), el SoC se ha retocado haciendo que el sistema operativo (Android TV 9) vaya como un tiro y al fantástico mando del año pasado se le ha añadido retroiluminación automática -solo tenemos que coger el mando y se encenderán los botones si es necesario), se ha mejorado también el audio integrado y la capa antirreflejos. Ah, también se ha mejorado notablemente la calidad de imagen con Dolby Vision, corrigiendo el exceso de oscuridad que presentaban los modelos de Sony de años anteriores.



Comprar Sony XH95 de 75″ por solo 1999€ 

Uno de los mejores HDR del mercado

La XH95 es una Smart TV Full Array Local Dimming, un sistema encargado de encender o apagar grupos de cientos de miles de píxeles para que, cuando haya una escena oscura o con mucho negro, sea capaz de apagarse por completo, entregando un negro puro como hacen las OLED. El negro es el parámetro más importante de la imagen, ya que se usa para medir el contraste: el punto más brillante entre el más oscuro, por tanto…si el negro es 0, cualquier valor que dividamos entre éste nos dará infinito: contraste infinito. Claro está que esto tiene sus limitaciones, puesto que la XH95 solo cuenta con unas 50 zonas de atenuación local, o lo que es lo mismo:  1 zona para cada 166000 píxeles. Esto hace que en algunas escenas veamos efecto blooming (como si la luz se «saliera» alrededor de los objetos brillantes sobre fondo oscuro) ya que la zona es demasiado grande y si apagara no veríamos nada. En cualquier caso, es infinitamente mejor un sistema Full Array que uno Edge Led (una única tira de leds en uno de los bordes del televisor, que se encarga de encender o apagar toda la TV a la vez).

La XH95 entrega un excelente equilibrio entre negros profundos y detalle en sombra

El sistema FALD además, es caro de fabricar y también de gestionar, necesitando siempre un equilibrio entre nivel de negro y detalle en las sombras, ya que muchísimas imágenes no son oscuras al 100% si no que están en penumbra, por lo que la zona no puede apagarse completamente y tiene que iluminarse -tenuemente-. Encontramos que en esa gestión del local dimming, Sony es la que mejor trabajo realiza del mercado. El nivel de negro es siempre muy estable (nada de fluctuaciones), el más profundo posible y sin pérdida alguna de detalle en sombra. Más mérito tiene todavía teniendo en cuenta la capa adicional que incorpora (modelos de 55 en adelante, éste incluído) para mejorar el ángulo de visión. Es lo que Sony llama X-Wide Angle. El año pasado nos quejábamos que no era demasiado efectiva y que, además, era a expensas del nivel de negro. Este año el ángulo de visión ha mejorado mucho, siendo muy muy similar al de un panel IPS pero con los niveles de negro de un panel VA y además FALD. ¿Qué más se le puede pedir? Ah, claro, el filtro antirreflejos, de primer nivel, lo que hace que pueda verse perfectamente de día.

Incluso en situaciones extremas como esta, la XH95 se comporta fenomenal con los reflejos y ángulo de visión

En cuanto al pico de nits en HDR, nuestra XH95 ronda los 1220 nits en ventana al 10% y calibrada profesionalmente con sonda (D65), lo cual es sorprendente para un televisor de esta gama y eleva el brillo un 20% más que el año pasado. Si medimos el 100% de ventana, arroja un sorprendente valor de más de 600 nits, una auténtica pasada. Además, gestionar esa cantidad de brillo con tan solo 50 zonas es muy loable, no habiendo encontrado exceso de blooming de forma generalizada (solo localizada en barras de scope cuando hay un elemento muy brillante cerca de una de éstas) o en escenas de auténtica tortura para el televisor, mejorando bastante la gestión que hacía el año pasado la XG95 pero con el mismo número de zonas…lo cual es muy pero que muy sorprendente. En líneas generales es complicado encontrarse con ese problema y el brillo tan elevado hace que las escenas en HDR brillen y tengan un «punch» único.

Chipset X1 Ultimate de última generación

A Sony se le puede acusar de muchas cosas, pero en el campo del procesamiento de imagen (escalado, colometría, movimiento) siguen siendo los reyes del mercado. El X1 Ultimate nos sigue asombrando año tras año (y eso que ya tiene un par de ellos a sus espaldas).De fábrica, la TV presenta una colometría fantástica en sus modos de fábrica más cercanos a norma (Cine, Experto). El promedio de DeltaE (AE) en el balance de blancos rondaba el 1.7 (siendo 3 el umbral a partir del cual el ojo humano empieza a notar una desviación), lo cual es impresionante para ser un modelo de la gama que estamos hablando. En cuanto a colometría, si que encontrábamos algunos errores puntuales en algunos colores (amarillo, cyan, etc.) por encima de 3, pero en general de nuevo increíblemente bien como viene de fábrica. Eso si, nosotros la calibramos de forma profesional con Calman y la dejamos de absoluta referencia (gamma 2.35, balance de blancos con AE de 0.3 y colometría con AE de 0.6), entregando una imagen absolutamente espectacular, neutra y cinéfila.

Otra gran ventaja en los modelos de Sony es el Smooth Gradation (Gradación suave), una funcionalidad que aplica un filtro de De-contorno. Esta interesante tecnología analiza los píxeles adyacentes en colores uniformes, si detecta que no son exactamente iguales, aplica una máscara de gradiente progresivo, viendo así un color en un lado que va poco a poco y de forma suave y progresiva, convirtiéndose en la otra tonalidad. Este filtro ha aparecido también este año en las LG 2019, siendo unos de los grandes atractivos tanto del fabricante japonés como del coreano. Realmente se nota, especialmente en contenido comprimido. Eso si, no es nada recomendable activarlo en Dolby Vision, donde se ve que existe algún tipo de incompatibilidad o problema y puede eliminar detalles en los planos en penumbra.

Smooth Gradation en OFF vs Bajo

Tasmpoco podemos olvidarnos del MotionFlow, el sistema de movimiento de Sony. De nuevo: sin palabras, el mejor del mercado. El sistema de interpolación de Sony. Es, como bastante diferencia, el mejor sistema de movimiento del mercado; sin paliativos de ningún tipo. Es prácticamente imposible encontrarse con artefactos o problemas de objetos que se «parten» fruto de la invención de los frames; además podemos gestionar la suavidad a nuestro gusto (nosotros somos partidarios de aumentar lo mínimo posible, quizá con 1 solo punto es suficiente para eliminar esa brusquedad del movimiento 24p) sin aparecer efecto telenovela por ningún lado. Como todo en Sony, es muy natural, muy orgánico; ayuda al movimiento sin destruir ese movimiento típico de cine. Además, este año se ha introducido el BFI a mayor frecuencia (Black Frame Insertion) para mejorar aún más el movimiento. Se trata de un sistema de intercalado de un frame negro entre cada frame original, ganando suavidad pero perdiendo brillo, algo que no es un problema en SDR ya que el televisor emite suficiente luz.

Para acabar con este apartado (y casi con el análisis), nos queda uno de los puntos fuertes del X1 Ultimate: el escalado y procesado de imagen. Lejos de los términos de márketing de moda actuales (todo tiene que estar procesado por «Inteligencia Artificial«) Sony continúa apostando por su sistema de base de datos por objeto (Dual Database), un enorme banco de datos que le ofrece al X1 Ultimate la posibilidad de escalar las imágenes a unos niveles sorprendentes. Muchas veces es complicado encontrar diferencias entre 1080p y 4K, la verdad, al menos en término de nitidez. En este caso, Sony donde marca la diferencia con el resto de marcas es más en canales de muy baja definición (TDT por ejemplo o viejos DVD) donde saca oro de donde no lo había. Si lo unimos al excelente Smooth Gradation, podemos concluir que es una de las marcas donde mejor podremos ver el contenido de mala calidad (y el de buena, por supuesto).



En definitiva, un pedazo de Smart TV que podéis comprar en el link adjunto (recordad que comprando a través de nuestros links, ayudaréis con un pequeño porcentaje de la compra a que AVPasión continúe creciendo):

Comprar Sony XH95 de 75″ por solo 1999€ 

 

AVPasión en Telegram

Únete a nuestro de Telegram para estar al día de todas las novedades en audio y vídeo del mercado.

Si quieres participar en nuestra comunidad puedes hacerlo en el chat de AVPasión y si sólo te interesan el mundo de los TVs y las diferentes tecnologías tenemos un canal especifico para hablar de televisores o consultar dudas entre los amigos de la comunidad.

No te pierdas ninguna oferta en imagen y sonido en nuestro canal de alertas



To Top