Noticias

Comparativa OLED: Sony A80J vs LG C9 ¿Vale la pena el salto?

Por fin empezamos con nuestras habituales comparativas entre los mejores Smart TV del año. Y hoy tenemos con nosotros nada más y nada menos que a dos pesos pesados de la industria: por un lado la esperada nueva gama OLED de Sony: la A80J (es probable que recibamos la famosa A90J en unos días), con toda su artillería pesada renovada: nuevo chipset XR Cognitive, dos puertos HDMI 2.1 completos, un mejor brillo -más nits-, mejor tonemapping para revelarnos hasta el último detalle, un diseño extremadamente cuidado y un renovado sistema operativo con Google TV.

Por otro lado encontramos una de las mejores Smart TV fabricadas por LG, la LG OLED C9 -nos hubiera gustado contar con la CX o la C1, pero desgraciadamente LG no nos ha mandado ninguna unidad, aunque las diferencias con respecto a la C9 son mínimas, por lo que la comparativa sigue siendo válida-: chipset Alpha 9, 4 puertos HDMI 2.1, compatible con VRR y 4K a 120 hz y un pico de nits más que decente: 720 nits (L10, calibrada), la guinda al pastel la pone uno de los Smart TV más rápidos del momento: WebOS.



Rendimiento en HDR estelar

LG C9 a la izquierda, A80J a la derecha

Como bien habréis podido comprobar, en esta primera parte nos hemos centrado exclusivamente en contenido HDR y Dolby Vision (en la segunda parte de la comparativa analizaremos contenido SDR, contenido comprimido y valoraremos que tal el escalador y el interpolador de movimiento) aunque también os hablamos del color. En HDR ambos televisores son muy similares, aunque la Sony A80J destaca algo más por tener un brillo algo superior a la LG (que recordemos, hemos medido en 720 nits) y eso teniendo en cuenta que el modelo de Sony es de 55 pulgadas mientras que el de LG es en 65 -siempre tienen más brillo cuanto más grandes son-, además de un mejor tone-mapping -esto último se aprecia constantemente en tanto que los elementos brillantes brillan más, pero a la vez también nos muestra más detalles en en ese brillo– y una mejor colometría en pieles, cielos -especialmente el azul-, etc.

La diferencia más importante, con mucha diferencia entre modelos, es el detalle en sombra, espectacular en el caso de la Sony, relevando hasta el más mínimo detalle en escenas en penumbra como cuevas, sombras, etc., ahí el XR Cognitive de Sony saca todo el músculo posible. Os hemos dejado aquí con una fotografía donde podéis juzgar por vosotros mismos si os fijáis en la zona donde están los dos cisnes (abajo en el cuadro), pudiendo ver mucho más detalle en sombra en el caso de la A80J. Esto se repite constantemente en el vídeo, como podréis ver por vosotros mismos.

Una de tantas escenas donde podemos apreciar mayor detalle en sombra en la Sony A80J

En cuanto al contenido en Dolby Vision, aquí si que las diferencias se diluyen mucho, hasta el punto de no saber cual es cual. Los colores, detalle en sombra, brillo, ABL, etc., son idénticos entre ambos televisores, cosa que no ocurre en HDR. Si nos salimos de os modos calibrados y ponemos el modo Dolby Vision Cine en Casa en la LG y Brillante en Sony, nuevamente la marca japonesa está ligeramente por delante en términos de luminosidad.

Aunque haremos una segunda parte en vídeo, el escalado de Sony con su XR y la opción Reallity Creation es superior al de LG, haciendo un efecto 3D increíble, pareciendo que estamos mirando por la ventana y con un «pop» indescriptible con palabras. Además, Sony repite de nuevo con el mejor interpolador de movimiento del mercado: Motionflow, un sistema que nos permitirá eliminar esos pequeños tirones propios de una tecnología Sample and Hold como es la OLED pero sin generar artefactos ni añadir efecto telenovela. Simplemente es perfecto.





To Top