Imagen

SKYWORTH W82, una Smart TV OLED con pantalla curva plegable para los bolsillos más pudientes

SKYWORTH W82

No hace mucho que los fabricantes veían claro un futuro en el que las televisiones fueran de pantalla curva. Estos contaban con un catálogo repleto de modelos curvos que según ellos, ofrecían al usuario una mejor capacidad de inmersión en las películas. Pero esta idea se disipaba cuando había más de un espectador en la sala, y la realidad es que todo dependía del ángulo en el que te colocaras y la distancia a la pantalla.

Es por esta razón que las televisiones de pantalla curva pasaron al olvido, o al menos así ha sido hasta ahora. Y es que el fabricante chino SKYWORTH ha creado un modelo al que ha nombrado W82. ¿Y qué aporta esta pantalla a las televisiones curvas?



SKYWORTH W82

Resulta que este nuevo modelo proporciona al usuario la posibilidad de elegir en tiempo real la intensidad del radio de curvatura para así poder adaptarlo según sea necesario en cada momento y el número de personas que haya en la estancia. Se parece a lo que ofrecía LG en un modelo del año pasado, aunque en este caso tiene más opciones y posibilidades para su uso.

Para lograr esto han empleado la tecnología OBM (OLED Basic Module) Transform, lo que en realidad consiste en una serie de 37 módulos colocados en la parte trasera de la televisión, los cuales pueden flexionar el panel con una precisión de +/-0.05 mm. Gracias a esto se puede aplanar o curvar la pantalla según la voluntad del usuario.

Hay tres modos preprogramados, los cuales se pueden ajustar con la facilidad de pulsar un botón del mando a distancia con radios de curvatura de 2000R, 1500R y 1000R. Este último está indicado a jugadores que buscan la inmersión más profunda.

Smart TV OLED con HDMI 2.1

En lo que se refiere a sus especificaciones técnicas, este es un modelo OLED con una diagonal de 65 pulgadas y resolución 4K, además de un panel de 120 Hz nativos, lo que por interpolación puede llegar a los 240 Hz sobre un tiempo de respuesta de 1 ms.

Su diseño no presenta marcos, tiene posicionamiento sobre una base de aluminio de 8 mm de grosor, la cual puede rotar para así ofrecer una luminosidad de 1.000 nits, HDR10, Dolby Vision, VRR (Variable Refresh Rate), puertos HDMI 2.1, cámara web integrada de 12 MP y conectividad WiFi de 6 a 9,6 Gbps.

Otro punto que hay que destacar es su sistema de sonido integrado el cual ha sido denominado como SKYWORTH AUDIO DRUM. Este llega con doble sistema de subwoofer en la parte trasera, y tiene un volumen de caja acústica de 1 litro y 40 vatios de potencia, de forma que se consigue una respuesta de frecuencia que baja hasta los 59 Hz.



Si estás pensando en hacerte con una televisión como esta, te va a tocar esperar, ya que por ahora tan solo estará disponible en China, y su precio será de 29999 RMB, lo que al cambio serían unos 3.900 euros.





To Top